Cartas de África

Ilustraciones de Hugo Pratt

Traducción de Marta Cabanillas

Materia: Diarios, cartas y memorias

Edición: 2, 2016

Páginas: 120
Precio: 17 €
ISBN: 978-84-1652-931-5

Nueva traducción a cargo de Marta Cabanillas y prólogo de Manuel Ruiz Rico. «Viajaremos, cazaremos en los desiertos, dormiremos sobre el empedrado de ciudades desconocidas, sin cuidados, sin penas.» Arthur Rimbaud, Una temporada en el infierno Poeta maldito por antonomasia, enfant prodige de la poesía, vivió una vida tumultuosa marcada por la inquietud. A los veinticuatro años lo abandona todo para iniciar una larga deriva personal en la que acabará perdiéndose. Viaja por África y se establece en Abisinia, donde vive del comercio con café y armas. Durante sus años africanos Rimbaud mantuvo una correspondencia regular con su familia, gracias a esas cartas sabemos que se aburría pero que adoraba el clima. Después vinieron la enfermedad, el dolor y la decisión de volver a Francia donde le amputan la pierna pero no logran salvarlo de la muerte que le sobrevino cuando solo tenía treinta y siete años. La presente edición reúne una selección de las cartas de África acompañadas de las sugestivas ilustraciones del maestro Hugo Pratt, un libro fascinante que une a dos viajeros inquietos en el signo de la aventura y la imaginación. leer menos
Nueva traducción a cargo de Marta Cabanillas y prólogo de Manuel Ruiz Rico. «Viajaremos, cazaremos en los desiertos, dormiremos sobre el empedrado de ciudades desconocidas, sin cuidados, sin penas.» Arthur Rimbaud, Una temporada en el infierno Poeta maldito por antonomasia, enfant prodige de la poesía, vivió una vida tumultuosa marcada por la inquietud. A los veinticuatro años lo abandona todo para iniciar una larga deriva personal en la que acabará perdiéndose. Viaja por África y se establece en Abisinia, donde vive del comercio con café y armas. Durante sus años africanos Rimbaud mantuvo una correspondencia regular con su familia, gracias... leer más
Reseñas (1)
El otro Rimbaud, el Rimbaud africano por Manuel Ruiz Rico
Fuente: Frontera d Revista digital. Publicado el 21 de noviembre de 2016

Un día de primeros de 1887, seguramente entre febrero y marzo. El rey Menelik II de Etiopía regresa a su cuartel general, instalado en el monte Entoto, en el centro [...] leer más

0
0